EE.FF. Certificados y dictaminados. Concepto 213 CTCP de 2022

A fin de cada ejercicio social y por lo menos una vez al año, el 31/12, las sociedades deberán cortar sus cuentas y preparar y difundir estados financieros de propósito general, debidamente certificados.

CONSULTA (TEXTUAL)
“(…) Teniendo en cuenta el artículo 38 de la ley 222 de 1995 que expresa lo siguiente:

Son dictaminados aquellos estados financieros certificados que se acompañen de la opinión profesional del revisor fiscal o, a falta de éste, del contador público independiente que los hubiere examinado de conformidad con las normas de auditoría generalmente aceptadas. Agradezco por favor aclarar si el contador público independiente que emita la opinión o dictamen, debe ser diferente al que elabora, suscribe y certifica la información financiera, para el caso de empresas que no se encuentran obligadas a tener revisor fiscal, o si para estos casos la opinión de la cuál trata el artículo, debe ser expedida por el mismo contador que elabora la información financiera. (…)”

CONSIDERACIONES Y CONCEPTO
El Consejo Técnico de la Contaduría Pública (CTCP) en su carácter de Organismo Orientador técnicocientífico de la profesión y Normalizador de las Normas de Contabilidad, de Información Financiera y de Aseguramiento de la Información, conforme a las normas legales vigentes, especialmente por lo dispuesto en la Ley 43 de 1990, la Ley 1314 de 2009, y en sus Decretos Reglamentarios, procede a dar respuesta a la consulta anterior de manera general, pues no se pretende resolver casos particulares, en los siguientes términos:

Con respecto a la inquietud del peticionario, el CTCP se ha referido de manera, entre otros, en el concepto 2022-0150, que podrá acceder en el sitio www.ctcp.gov.co, enlace conceptos.

En el concepto enunciado se mencionó que:

“Artículo 34. OBLIGACIÓN DE PREPARAR Y DIFUNDIR ESTADOS FINANCIEROS.

A fin de cada ejercicio social y por lo menos una vez al año, el 31 de diciembre, las sociedades deberán cortar sus cuentas y preparar y difundir estados financieros de propósito general, debidamente certificados. Tales estados se difundirán junto con la opinión profesional correspondiente, si ésta existiere. Resaltado propio

El Gobierno Nacional podrá establecer casos en los cuales, en atención al volumen de los activos o de ingresos sea admisible la preparación y difusión de estados financieros de propósito general abreviados.

Las entidades gubernamentales que ejerzan inspección, vigilancia o control, podrán exigir la preparación y difusión de estados financieros de períodos intermedios. Estos estados serán idóneos para todos los efectos, salvo para la distribución de utilidades.

Artículo 37. ESTADOS FINANCIEROS CERTIFICADOS.

El representante legal y el contador público bajo cuya responsabilidad se hubiesen preparado los estados financieros deberán certificar aquellos que se pongan a disposición de los asociados o de terceros. La certificación consiste en declarar que se han verificado previamente las afirmaciones contenidas en ellos, conforme al reglamento, y que las mismas se han tomado fielmente de los libros. Resaltado propio

Artículo 38. ESTADOS FINANCIEROS DICTAMINADOS.

Son dictaminados aquellos estados financieros certificados que se acompañen de la opinión profesional del revisor fiscal o, a f alta de éste, del contador público independiente que los hubiere examinado de conformidad con las normas de auditoría generalmente aceptadas. Resaltado propio

Estos estados deben ser suscritos por dicho profesional, anteponiendo la expresión “ver la opinión adjunta” u otra similar. El sentido y alcance de su firma será el que se indique en el dictamen correspondiente.”

Conforme lo mencionado en las disposiciones anteriores, una entidad antes de difundir sus estados financieros deberá cerciorarse que los mismos se encuentren debidamente certificados de manera que permita dar a entender que han sido preparados conforme el marco técnico de información financiera que deba aplicar la entidad. La certificación de los estados financieros implica que deben estar firmados por el representante legal de la entidad y el contador, quienes son los responsables de su preparación.

Ahora, si la entidad está obligada a tener revisor fiscal, los estados financieros certificados, conforme lo explicado en el acápite anterior, deberán estar acompañados de la firma del revisor fiscal y su correspondiente opinión o dictamen.” Resaltado propio.

 

 

Chatea con nosotros