Pruebas sicotécnicas: método para seleccionar a los mejores talentos

Especialistas coinciden en que una evaluación sicotécnica es una herramienta diseñada para medir, de forma objetiva y estandarizada, la conducta, personalidad, aptitudes, capacidades o competencias específicas que debe tener un candidato al cargo solicitado.

Las principales funciones de estos test son brindar información y elementos necesarios para tomar decisiones en la elección, establecer diferencias entre aspirantes y completar las apreciaciones percibidas en las entrevistas.
 

Gran parte de las pruebas otorga un valor o calificación en el factor a medir en las respuestas de cada candidato, generalmente, comprenden cuestionarios con preguntas de una opción y dibujos o creaciones, manifiesta Paola Pinzón, directora de RPO y Permanent Placement en Manpower Colombia, empresa especializada en reclutamiento, selección, entrenamiento y evaluación de talento humano.
 

Esta experta menciona que son elementos útiles para soportar el proceso, confrontar resultados y confirmar hallazgos. Además, permiten una valoración de más componentes de los que se validan en una entrevista y detectar si el perfil del cargo se acopla a las motivaciones y expectativas del postulante.
 

“Las pruebas tienen preguntas que permiten validar si la persona está intentando falsear las respuestas”, asegura Carolina Realpe, especialista de Selección en Adecco.
 

Las evaluaciones sicotécnicas más conocidas y aplicadas son Wartegg, Eros, 16 PF y Wais. También, se usan las pruebas online, hay una variada oferta y cada empresa escoge cuáles son las más adecuadas para el cargo, señala Cristina Herrera, consultora de Desarrollo Humano en Metaconsulting, firma especializada en procesos de gestión.
 

No obstante, la tendencia actual muestra que las compañías cuentan con sistemas de evaluación propios, con el fin de apuntar a las necesidades del cargo solicitado. Incluso algunas pueden realizarse de manera remota para evitar desplazamientos.
 

¿Qué aspectos miden los test?
 

– Nivel intelectual
 

– Rasgos de personalidad
 

– Competencias técnicas y de gestión
 

– Valores
 

– Confiabilidad
 

– Estilos de liderazgo
 

¿Cómo afrontarlos?
 

– Presentar las pruebas en la mañana cuando está más descansado.
 

– Leer las instrucciones con cuidado.
 

– Contestar con honestidad.
 

– Manejar el tiempo y ser ágil.
 

– Responder primero las preguntas problemáticas. Si no encuentra pronta solución es necesario continuar con el cuestionario.
 

– Aclarar cualquier duda con el evaluador.
 

– Solicitar una nueva cita si se encuentra tenso o no cuenta con el tiempo suficiente para presentarla.
 

– Preguntar cómo corregir algún error cometido.
 

– Evitar el uso de elementos distractores como celulares.
 

– Estar relajado, optimista y positivo ante los resultados.
 

– Contestar al azar o dar respuestas radicales no es conveniente.
 

¿Cómo funciona el ejercicio grupal?
 

Hay pruebas no tan frecuentes pero necesarias como los exámenes de conocimientos, los ejercicios de interacción grupal y los centros de evaluación gerencial, menciona María Liliana González, gerente de Manpower Medellín.
 

Los exámenes de simulación conjunta plantean a los candidatos un supuesto práctico para que sea resuelto entre todos. Con ello, se pretende conocer cuál es la actitud y las habilidades de cada aspirante frente al grupo. La clave en esta prueba está en función del papel que representa cada individuo, por ejemplo, si tiene liderazgo, capacidad de decisión y sabe motivar a sus compañeros.

Tomado de:elempleo.com 

Chatea con nosotros